barenboim

La Romántica de Bruckner

¿Cómo se compone música para una niña fallecida? Berg se enfrenta a ese reto con su Concierto, una de las piezas más abrumadoras del siglo XX. Bruckner descifra musicalmente una ciudad en el bosque, desde la trompa que anuncia el día, la marcha de los cazadores, ¡hasta el sonido de un pajarillo, el carbonero!

Victor pablo

La Patética de Chaikovski

Tchaikovsky, en el Concierto, se siente maduro y con mucho que decir: declara sus intenciones desde su rotundo comienzo. La Sexta, estrenada a 9 días de su muerte (¿suicidio?), parece que expresa el sufrimiento de su homosexualidad reprimida. Ramos deja su faceta más conocida, la carnavalera, para abrirnos al recuerdo.

** Estreno absoluto

stevens

Concierto para orquesta

La composición del siglo XX a través de tres voces: Debussy, ¿impresionista?, nos lleva al mundo onírico y erótico de la mitología. Helble se decanta por el neoclasicismo y reivindica el potencial de la marimba. Bartok convierte a la orquesta en el propio solista en esta música que nos transporta a Hungría.

* Primera vez por esta Orquesta

antonio-mendez

Así habló Zaratustra

Melodías amables y optimistas marcan el Concierto: acababa de terminar la II Guerra Mundial y lo revolucionario era la esperanza. La gravedad cae en las otras dos obras, marcadas por la filosofía de Nietzsche: “¿las palabras y los sonidos no son acaso arcos iris […] tendidos entre lo eternamente separado?”

Feddeck

Sinfonía Clásica

Prokofiev revive el siglo XIII en el XX -con un poco de ironía, eso sí-. Saint-Säens quería dignificar al cello como solista, así que marcó precedentes con su uso declamatorio (¡como luego Elgar!). 19 años tenía Shostakovich cuando escribió esta obra, con la que acabó el conservatorio y lo encumbró. Tela marinera.

Bousfield

Shostakovich

El Concierto y la Sinfonía fueron escritos en plena II Guerra Mundial. El primero toma las referencias del jazz, transportándonos al cine clásico. La Sinfonía habla del shock del inesperado pacto entre Stalin y Hitler en 1939. Tchaikovsky nos hará creer por momentos que el amor inmortal de los veroneses triunfará.

* Primera vez por esta Orquesta

Shannon

The Beatles

Shake it out, babe! Quizá la banda sonora de Occidente durante los años 60 y 70 no es otra que la música de Los Beatles, que hablaron del amor (¡también el libre!), de las luchas sociales, de las drogas y ¡hasta le dedicaron una canción a una morsa (“I am the walrus”)! Se escucharán como nunca las canciones de siempre.

antonio-mendez

Integral de Brahms II

¿Cuántos bebés han dormido con el primer movimiento de la Segunda? Dos obras de gran exploración emocional, donde muestra su original unión entre el romanticismo y su homenaje al pasado. Se cuelan valses, pasacalles y, especialmente, Bach. ¡También les va a los rockeros (Yes, “”Cans and Brahms”)!